Aseguran que manifestaciones en México fueron infiltradas por “beligerantes”

Las manifestaciones registradas el sábado pasado en la capital mexicana fueron infiltradas por “muchísimas personas” que usaron “armas muy serias” y generaron una beligerancia “extrema”, afirmó hoy el subsecretario de Seguridad Pública, Manuel Mondragón.

En declaraciones a la emisora MVS, Mondragón dijo que realiza una “investigación a fondo” de los disturbios ocurridos durante la investidura presidencial de Enrique Peña Nieto y negó que fuerzas federales usaran armas letales o balas de goma ese día.

“Lo único que hicimos fue proteger las vallas (instaladas para proteger el Palacio Legislativo de San Lázaro), no hicimos tácticas de encapsulamiento” como han denunciado algunos de los manifestantes, aseguró.

Los disturbios comenzaron en los alrededores de la sede legislativa, donde se llevó a cabo el traspaso de poder, y después se extendieron a otros puntos del centro de la ciudad, dejando un centenar de heridos, más de 80 detenciones y cuantiosos daños materiales.

Allí “hubo mucha beligerancia” a tal punto de que “parecía una zona de guerra” y eso no lo hacen los universitarios, aseveró Mondragón, quien hasta el 30 de noviembre pasado estuvo al frente de la Secretaría de Seguridad del Distrito Federal.

“La autoridad no fue a lastimar, no fue a lesionar, no fue a provocar un caos”, apuntó el funcionario, convencido de que hubo decenas o cientos de infiltrados en las manifestaciones convocadas por universitarios de “buena voluntad”.

Esos infiltrados tenían “otros propósitos y directrices”, ya que llegaron con bombas molotov, petardos, tuercas, canicas y clavos a las protestas contra Peña Nieto.

Sobre los heridos, entre ellos uno que perdió un ojo y uno más que se encuentra en coma inducido tras sufrir una lesión grave en la cabeza, mencionó la posibilidad de que resultaran lesionados por los proyectiles y petardos utilizados por los “beligerantes”.

Sin embargo, señaló que está investigando a fondo para determinar qué tipo de armas causaron las heridas, para lo cual será clave el testimonio de los médicos que atendieron a los lesionados, además de la supuesta presencia de halcones (grupos de choque vestidos de civil) entre las fuerzas de seguridad.

El encargado de la cartera de Seguridad Pública, que será absorbida por el ministerio de Gobernación si es aprobada la reforma legal a la estructura del Gobierno de Peña Nieto, insistió en que las manifestaciones violentas fueron “acciones dirigidas”, aunque dijo desconocer aún quiénes estuvieron detrás de ellas.

Comentó que se está haciendo “un juicio muy severo de la autoridad”, tanto federal como capitalina, y reiteró que investiga todos los detalles de lo sucedido y que si detecta alguna situación anómala de parte de las fuerzas federales, actuará hasta “las últimas consecuencias”.

En un informe preliminar sobre lo sucedido, la Comisión de Derechos Humanos del Distrito Federal (CDHDF) denunció ayer 22 arrestos arbitrarios y cuatro “posibles casos de tortura” en los disturbios del sábado.

Los arrestos afectaron a “personas que se manifestaban de manera pacífica”, que auxiliaban “a otras que eran agredidas físicamente” por los agentes o que “circunstancialmente se encontraban en el lugar” por motivos de trabajo, paseando, de compras o curioseando, señaló.

Mondragón hoy reiteró que las fuerzas federales no realizaron detenciones el sábado pasado, luego de que ayer el secretario de Gobernación, Miguel Ángel Osorio Chong, declarara en el mismo sentido.

p-89EKCgBk8MZdE.gif

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: